Inversión en lingotes de oro: protección en la crisis

El oro es conocido por ser un refugio histórico de valor. Ha sido el activo más reconocido como dinero físico real y tiene la propiedad de protegernos de devaluaciones de monedas e inflación como estamos viendo hoy en todo el mundo.

Cuando un ahorrista o inversionista decide invertir parte de su capital en oro es difícil encontrar el instrumento ideal. Hoy en Quiena te presentamos la forma más segura, regulada, barata y simple de invertir en oro sin ocuparte de la custodia del mismo, de salir a buscar compradores cuando necesites vender y con la seguridad regulatoria del mercado financiero estadounidense.

Cómo invertir en Oro en Quiena Inversiones

¡Simple! Contacta a nuestro equipo por nuestro Whatsapp oficial y pide que configuremos tu cuenta para agregar esta inversión.

Invertiremos en un fondo de inversión que cotiza en bolsa y que invierte el 100% del capital en lingotes de oro físico. Esto permite obtener el retorno de invertir en oro físico sin tener que ocuparse de la custodia. También suma un elemento de seguridad regulatoria y brinda al inversionista liquidez inmediata: Puedes invertir en Oro sin mínimo de inversión, obtener el mismo retorno que tener lingotes físicos, acceder al costo más bajo posible y tener la liquidez de vender cuando desees.

Cuánto invertir en Oro

Si bien el oro es un refugio de valor de largo plazo se desempeña mejor en momentos de alta inflación y hay períodos de tiempo en que su retorno está por debajo de otras inversiones.

Por eso recomendamos invertir sólo una parte del patrimonio en esta inversión que puede rondar entre el 5% y el 15% del capital total disponible para invertir. Consulta a nuestro equipo para darte una recomendación personalizada.

¡Contactá a un asesor para saber más!



Razones para invertir en Oro:

Diversificación de portafolios

La clave para la diversificación es encontrar inversiones que no estén estrechamente correlacionadas entre sí; históricamente, el oro ha tenido una correlación negativa con las acciones y otros instrumentos financieros. La historia reciente lo confirma:

  • La década de 1970 fue excelente para el oro, pero terrible para las acciones.
  • Las décadas de 1980 y 1990 fueron maravillosas para las acciones, pero horribles para el oro.
  • En 2008, las acciones cayeron sustancialmente cuando los consumidores migraron al oro.
  • Años recientes: el oro alcanzó un máximo histórico de $2074,88 en agosto de 2020 en medio de la pandemia de COVID-19 antes de enfriarse. Volvió a subir por encima de los $2000 en marzo de 2022 en respuesta a la invasión rusa de Ucrania, pero aún no superó el máximo de 2020.

Así es como rindió el oro durante la última crisis financiera de 2008:

Una historia de mantenimiento de su valor

A diferencia del papel moneda, las monedas u otros activos, el oro ha mantenido su valor a lo largo de la historia. Durante siglos, la gente ha seguido teniendo oro por varias razones. Las sociedades, y ahora las economías, han valorado el oro, perpetuando así su valor. Es el metal al que recurrimos cuando otras formas de moneda no funcionan, lo que significa que siempre tiene algún valor como seguro contra tiempos difíciles.

Debilidad del dólar estadounidense

Aunque el dólar estadounidense es una de las monedas de reserva más importantes del mundo, cuando el valor del dólar cae frente a otras monedas, como sucedió entre 1998 y 2008, esto a menudo lleva a las personas a acudir en masa a la seguridad del oro, lo que eleva los precios. El precio del oro casi se triplicó entre 1998 y 2008, alcanzando el hito de los 1.000 dólares la onza a principios de 2008 y casi duplicándose entre 2008 y 2012, superando la marca de los 2.000 dólares.

Cobertura de inflación

El oro ha sido históricamente una excelente cobertura contra la inflación, porque su precio tiende a subir cuando aumenta el costo de vida. Durante los últimos 50 años, los inversores han visto cómo se disparaban los precios del oro y cómo se desplomaba el mercado de valores durante los años de alta inflación. Esto se debe a que cuando la moneda fiduciaria pierde su poder adquisitivo debido a la inflación, el oro tiende a tener un precio en esas unidades monetarias y, por lo tanto, tiende a subir junto con todo lo demás. Además, el oro se considera una buena reserva de valor, por lo que las personas pueden animarse a comprar oro cuando creen que su moneda local está perdiendo valor.

Incertidumbre geopolítica

El oro conserva su valor no solo en tiempos de incertidumbre financiera, sino también en tiempos de incertidumbre geopolítica. A menudo se le llama el "commodity de la crisis", porque las personas huyen a su relativa seguridad cuando aumentan las tensiones mundiales. Durante esos momentos, a menudo supera a otras inversiones. Por ejemplo, los precios del oro experimentaron algunos movimientos de precios importantes este año en respuesta a la crisis que está ocurriendo en la Unión Europea. Su precio suele subir más cuando la confianza en los gobiernos es baja.

Restricciones de la oferta y aumento de la demanda

La producción minera representa la mayor parte del suministro mundial de oro, por lo general, el 75% cada año. Sin embargo, la demanda anual requiere más oro del que se extrae recientemente y el déficit se compensa con el reciclaje. Puede tomar de 5 a 10 años poner en producción una nueva mina. Por esta razón, la producción de la mina no responde rápidamente a los cambios de precios. Como regla general, la reducción en la oferta de oro aumenta su precio.

En años anteriores, el aumento de la riqueza de países como China e India impulsó la demanda de oro. Es parte de su cultura, ya que se usa como una forma de ahorro y también para la producción de joyas. Algunos dispositivos tecnológicos también lo usan porque es un conductor altamente eficiente que puede transportar pequeñas corrientes y permanecer libre de corrosión. La demanda de oro también ha crecido entre los inversores. Muchos están empezando a ver las materias primas, en particular el oro, como una clase de inversión en la que deben asignarse los fondos. De hecho, SPDR Gold Trust (GLD) está dentro del top 20 por activos bajo administración y a su vez es el mayor tenedor privado de lingotes de oro del mundo desde 2019.

Conclusión

El oro debe ser una parte importante de una cartera de inversiones diversificada porque su precio aumenta en respuesta a eventos que hacen que el valor de las inversiones en papel, como acciones y bonos, disminuya. Aunque el precio del oro puede ser volátil a corto plazo, siempre ha mantenido su valor a largo plazo. A lo largo de los años, ha servido como protección contra la inflación y la erosión de las principales monedas y, por lo tanto, es una inversión que vale la pena considerar.

¡Contactá a un asesor para saber más!
Compartir este articulo: Link copiado al portapapeles!